NUESTRA HAYDEE

Por Esther Barroso Sosa
Han transcurrido 40 años desde aquel fatídico 28 de julio de 1980 en que Haydee Santamaría, la heroína del Moncada, la Sierra, la clandestinidad y el exilio, la fundadora de la Casa de las Américas, decidió y consiguió poner fin a su existencia. Aquí la recordamos viva, a través de pasajes que no aspiran al rigor historicista o biográfico, sino que solo pretenden evocar, desde la ternura, a una mujer extraordinaria.

CENTRAL CONSTANCIA: NACIMIENTO DE UNA VOCACIÓN REVOLUCIONARIA

Buena parte de la infancia y juventud de Haydee Santamaría transcurrió en el batey del Central Constancia , en la región central de Cuba. Allí Benigno, su papá, tenía una carpintería y la familia pudo hacer una vida confortable. De ese lugar salió en 1951, a los 28 años, para consolidarse como combatiente revolucionaria, siguiendo los ideales de su hermano Abel Santamaría que ella compartía plenamente. En varias ocasiones Haydee rememoró el contexto en que creció y se formó, pero tal vez la reflexión más interesante y completa sea la que hiciera como respuesta a una pregunta sobre Abel, durante un Conversatorio en 1978 filmado por el ICAIC. En mi opinión la radicalización política de esta mujer comienza con la toma de conciencia sobre la desigualdad que los dos hermanos, desde niños, pudieron conocer de cerca en aquel entorno económico. Sin cambiar un ápice a su contenido ni al sentido de lo que quiso expresar, presento a continuación una versión corregida de sus palabras sobre el tema en esa jornada, las cuales explican por sí mismas cómo nació el compromiso de ambos con la justicia social. Leer mas

HAYDEE EN LA MADRUGADA FUNDADORA

El sitio conocido como Granjita Siboney era una villa de descanso antes de 1953. Sigue siendo un lugar apacible, alejado de la bulliciosa vida de la ciudad de Santiago de Cuba. El visitante va al encuentro de la historia. Lo ocurrido allí en escasos días convirtió al chalet en un sitio notable. Pero seamos honestos: a cualquiera le asalta el deseo de quedarse a pasar unos días rodeado del sonido y el olor de la naturaleza, de las brisas que recorren toda aquella casa rojiblanca que parece ajena al calor santiaguero. El primer dormitorio es el único espacio que conserva el mismo ambiente que tenía en la noche del 25 al 26 de julio de 1953, con las dos camitas personales donde puede que hayan descansado unas pocas horas Melba Hernández y Haydee Santamaría. He estado en ese museo en dos ocasiones y he visto flores sobre las camas. Leer mas

EL EXILIO DE YEYÉ: CUANDO LA TRISTEZA SE CONVIERTE EN ACCIÓN

El 3 de mayo de 1958 tuvo lugar la reunión de Altos de Mompié, en la Sierra Maestra. El objetivo fue analizar la continuidad de la lucha después del fracaso de la Huelga General Revolucionaria del 9 de abril y reorganizar la dirección del Movimiento 26 de Julio, entre otros asuntos. Según el texto "Una reunión decisiva" de Ernesto Guevara -quien participó como invitado- aquél fue un encuentro "tenso" debido a que "la división entre la Sierra y el Llano era real". De aquellas horas de discusión saldría la decisión de que Fidel ocupara el cargo de Secretario General del Movimiento. En el caso de Haydee Santamaría, quien también participó en la cita, se dispuso nombrarla delegada especial de la Dirección Nacional en el exilio y sería enviada a Miami con la responsabilidad de ocuparse de todas las finanzas en el exterior. El propio Che explica en ese escrito, uno de sus Pasajes de la guerra revolucionaria, que todo lo concerniente al envío de recursos desde el extranjero, de ahí en adelante, Haydee lo trataría directamente con Fidel. Leer mas

CON LA REVOLUCIÓN Y CON LA CASA

La Casa de las Américas fue, junto con el ICAIC y la Imprenta Nacional, de las primeras instituciones culturales fundadas por la Revolución cubana. La edificación, que desde el 28 de abril de 1959 la acoge, empezó a funcionar con el nombre de Casa Continental de la Cultura en 1953. Con ese fin habían sido adquiridas en 1947, por la Asociación de Escritores y Artistas Americanos, tanto la finca urbana como la casa edificada con anterioridad en ese terreno, que se amplió y transfiguró hasta llegar a ser el interesante edificio art-decó que vemos hoy. Tal asociación existía desde 1934. Nada mejor que conocer por las palabras de Haydee de qué manera se transformó, no el local, sino el concepto de esa casa, desde el primer instante en que ella puso allí sus pies y su cerebro: Leer mas

VIVIR CON HAYDEE

Comienzo este último capítulo con una anécdota personal. En una tarde de junio de 2017 caminé sin rumbo fijo desde el Hospital CIMEQ, en La Habana, y fui a parar a una pequeña cala del litoral habanero, que está a unos 2 km de la institución sanitaria. Allí estuve sentada, frente al mar, 2 horas, quizás más… Pasaba por una dolorosa situación familiar. Cuando por fin caí en la cuenta de que tenía que retornar, tomé otra calle para el regreso, una que a diferencia de la anterior que terminaba en la cala, topaba con una casa rodeada de un alto muro. El mar debe haber renovado mis fuerzas para seguir luchado por la salud de mi hija. Pero resulta que las coincidencias existen. El 18 de julio de 2020 fui a conocer a Libia Ortiz y resulta que ella vive prácticamente frente a esa pequeña entrada de mar. A unos 200 metros de su apartamento está la casa donde vivió Haydee Santamaría sus últimos 15 años y donde puso fin a su existencia con un disparo el 28 de julio de 1980. Aquella casa del muro alto era la misma que desde 2014, en que filmábamos el documental Nuestra Haydee1, yo quería conocer. Mi hija venció a la enfermedad. Yo no he conseguido entrar en la casa donde vivió y murió Haydee. Leer mas